Praia de Areia

Conocida también como Portinho da Areia (Puerto de arena), esta playa es la única de la isla. Su arena está formada por pequeños granos originados por la descomposición de las rocas volcánicas en cenizas volcánicas y por restos de pequeñas conchas de seres marinos que durante miles de años se han ido acumulando en este lugar abrigado de la costa.