Acantilado donde el verde de la vegetación contrasta con el azul del mar
Vista desde el Mirador de Santa Iria, en la costa norte de San Miguel
Furnas – La mayor hidrópolis de Europa

Geografía

San Miguel es la isla más grande del archipiélago, con 62,1 km de largo y 15,8 km de ancho máximo. El área de 744,7 km2 alberga a más de la mitad de la población azoriana: 133.816 habitantes (datos de 2008). San Miguel forma parte del grupo oriental del archipiélago de las Azores junto con la isla de Santa María, situada a 81 km de distancia. El punto más alto de la isla, con 1.105 m. de altitud, está situado en Pico da Vara, a 37°48’34’’ de latitud norte y 25°12’40’’ de longitud oeste.

 

Historia

Fue probablemente entre 1427 y 1431 cuando los navegadores portugueses descubrieron San Miguel, después de Santa María. El población inicial es de la década de 1440, bajo las órdenes de Gonçalo Velho Cabral, y se hace con colonos provenientes de las regiones del Norte, Estremadura, Algarve y Alentejo. Posteriormente llegan comunidades de moros, judíos y algunos extranjeros como franceses e ingleses. Los suelos fértiles y la existencia de algunas bahías seguras hacen de la isla, rápidamente, un centro de comercio. El crecimiento económico se basa esencialmente en el cultivo y exportación de trigo y de pastel, que impulsan el poblamiento de la isla.

La capital es Vila Franca do Campo hasta el terremoto de octubre de 1522, que destruye en gran parte la localidad. Ponta Delgada asume, en ese momento, un papel fundamental, consiguiendo el título de ciudad en 1546. Los ataques de corsarios  marcan el final del siglo XVI y las tropas españolas ocupan San Miguel en 1582, tras la resistencia azoriana a las fuerzas militares del nuevo rey de Portugal, Felipe II de España. Tras la Restauración de la Monarquía Portuguesa en 1640, el desarrollo comercial gana un nuevo impulso, estrechándose la relación con Brasil.

La exportación de la naranja, principalmente hacia Gran Bretaña, es la principal fuente de riqueza entre el siglo XVIII y mediados del siglo siguiente. Son de esta altura gran parte de las iglesias de ricas tallas doradas y de las casas solariegas con fina sillería que hoy deslumbran a los visitantes. La enfermedad de los naranjos, a partir de 1870,  y la consiguiente reducción en su producción lleva a un brote de emigración de la población hacia Brasil y Estados Unidos.

La introducción de nuevos cultivos – piña, té, tabaco, espadaña – impulsa la expansión económica del siglo XIX. La economía de San Miguel se mantiene pujante en el siglo XX, principalmente por el desarrollo de la agricultura y la ganadería, que alimenta parte de la industria láctea. Sin embargo, a partir de 1980, el progreso del sector terciario ha sido cada vez más notable, ocupando actualmente a la mayoría de la población de San Miguel. Desde este punto de vista, el turismo es una de las apuestas más recientes de San Miguel, isla que sirve de sede al Gobierno Regional de las Azores.

 





Furnas Top 5 de los Lugares de Turismo Volcánico en el MundoAzores en el Top de las 10 Mejores Vacaciones de Verano en el Mundo por NationalIsla de Pico con uno de los 8 Mejores Senderos del Mundo